El atentado de Londres y la "gran tradición" iniciada el 11-S

Publicado: Jueves, 28 de Julio de 2005 11:39 por en TERRORISMO
atentado21.gifRedacción.- Tomamos de la web http://11-s.net/ el siguiente artículo titulado Simulacros de ataques terroristas en el Metro de Londres". Creemos que esta información sitúa este atentado dentro de la corriente de "extraños atentados" que se inicia el 11-S en los que la versión oficial es cuestionable desde todos los puntos de vista y la sobreabundancia de informaciones impide ver la realidad: sigue sin saberse absolutamente nada del núcleo ideador de estos crímenes. ¿Qué aporta la nueva información? Una extraña coincidencia: justo en el momento en que se realizaban los atentados, en esas mismas estaciones se realizaban simulacros de ataques terroristas...


Simulacros de ataques terroristas en el Metro de Londres


Simulacros de ataques terroristas en el Metro de Londres eran realizados en el momento que sucedían los ataques reales del 7-J.

Una agencia privada (supuestamente contratada por el gobierno) realizaba simulacros de ataques con explosivos en el Metro en el momento que sucedían los ataques terroristas reales. Un escenario parecido al del 11-S cuando una agencia del gobierno de EEUU debía realizar un ejercicio de guerra en el que un avión se estrellaba contra un edificio, y que fue suspendido cuanto sucedieron los ataques reales. El director de la agencia privada que realizaba el ejercicio en Londres relató lo que pasó en una emisión de la radio BBC 5, transmitida en la tarde del 7-J. ¿Se utilizaron los argumentos del simulacro para desactivar las alertas de seguridad durante el ataque real?

(IAR-Noticias) 14-Jul-05

El ejército colabora en los operativos tras los ataques en Londres.

En lo que parece una extraña coincidencia, o una película de ciencia ficción combinada con la realidad, sucedió en Londres durante los ataques terroristas del 7 de julio de 2005.

Según el sitio web Prison Planet, una agencia de consultoría (supuestamente vinculada con el gobierno británico) estaba ejecutando un ejercicio que implicaba un ataque con explosivos en el tren subterráneo de Londres exactamente en el mismo momento y en el mismo área donde sucedió el ataque real en la mañana del 7 de julio.

En una entrevista en la radio BBC 5 que fue emitida en la tarde de ese día 7, el conductor entrevistó a Peter Power, Director Gerente de Visor Consultants.com, que factura como una compañía asesora en "manejo de crisis".


Imagen de Red Voltaire

Peter Power es un ex un oficial de Scotland Yard, que se desempeñó alguna vez en la sección Anti-Terrorista Rama.

Power le dijo al conductor del programa que en el momento exacto que sucedían las explosiones de Londres , su compañía estaba ejecutando un gran ejercicio con 1,000 personas que ponía como escenario ataques al tren subterráneo de Londres, en la misma zona y en el momento exacto que que sucedían los ataques en la vida real.

A continuación una parte del dialogo sostenido por el especialista en terrorismo y ex agente de Scotland Yard con el conductor del programa de la BBC 5:

Power: A las 8.30 de esta mañana, estábamos ejecutando un ejercicio para una compañía con más de mil personas en Londres, que implicaba la explosión de bombas simultáneas precisamente en las estaciones del tren subterráneo dónde sucedió (el ataque terrorista) esta mañana, por ello, es que aún tengo los pelos de punta.

Conductor: ¿Para tener esto claro, usted estaba ejecutando un ejercicio y esto (el atentado) pasó mientras usted estaba ejecutando el ejercicio?

Power: Precisamente, y fue cerca de las 8.30 de esta mañana. Planificamos esto para una compañía y por razones obvias no quiero revelar su nombre pero ellos están escuchando y ellos lo sabrán. Nosotros teníamos una sala llena de managers de crisis que se habían reunido por primera vez y así, en cinco minutos, tomamos una fantástica y rápida decisión al ver que esto era una crisis real. Así pasamos por las prácticas correctas de activar los procedimientos de manejo de crisis para saltar desde una reflexión lenta a una reflexión rápida y así sucesivamente.

Para el sitio Prison Planet, que elaboró un informe sobre el caso, el hecho de que el simulacro reflejaba las ubicaciones exactas y el momento justo de las explosiones que sucedieron en la realidad, está a años luz de ser una coincidencia.

Power dijo que el entrenamiento se enfocaba alrededor de "explosiones de bombas simultáneas", y al principio se pensaba que las explosiones tenían diferencia de una hora, pero la BBC informó justo el día 7 de julio que las explosiones fueron realizadas en forma simultánea, señala el informe de Prison Planet.

Peter Power y la Consultora Visor no necesitaban estar "en el lugar de las explosiones" o algo de esa naturaleza para que esto sucediera. El gobierno británico, o una de sus compañías privadas (supuestamente la que contrató a Power) podrían haber contratado a Visor para ejecutar el ejercicio con varios propósitos, continúa.

Según Prison Planet, el ejercicio comprendía varias metas diferentes. Entre ellas, llevar a cabo la operación sin que el gran despliegue del servicio de seguridad se diera cuenta de lo que estaba sucediendo, y luego, si eran capturados durante el ataque o después de este con cualquier evidencia incriminatoria, ellos podrían demostrar que formaban parte del el ejercicio.

Esto precisamente es lo que sucedió en la mañana del 9/11/2001, durante los ataques terroristas en Nueva York cuando una agencia del gobierno controlada por la CIA estaba llevando a cabo ejercicios de volar aviones secuestrados contra el WTC y el Pentágono, a las 8:30 de esa mañana.

Está claro que por lo menos cinco, si no seis, ejercicios de entrenamiento estuvieron en operación en los días previos a y en la mañana misma de sept/11. Esto significó que las pantallas del radar del NORAD mostraron 22 aviones de pasajeros secuestrados. El NORAD había sido informado que ésta era parte del ejercicio de entrenamiento y por consiguiente los procedimiento reactivos normales fueron evitados y retardados, señala el informe de Prison Planet.

Los gran cantidad de "puntos" en las pantallas del NORAD que desplegaron tanto los aviones realmente secuestrados como los aviones de los simulacros, explican por qué los confusos informes de prensa surgidos horas después del ataque señalaban que eran por lo menos 8 los aviones secuestrados.

El establishment anglo-norteamericano que controla el complejo militar-industrial de Occidente ha sido atrapado más de cien veces llevando a cabo atentados explosivos y otros ataques terroristas alrededor del mundo para proyectar más allá sus objetivos corporativos y culpar a sus enemigos, prosigue el informe.

El gobierno norteamericano ha sido atrapado planeando llevar a cabo ataques y llevando a cabo los ataques. El gobierno británico ha sido atrapado con las manos manchadas también. Miembros del FSB de Vladimir Putin han sido sorprendidos plantando bombas en un edificio de apartamentos rusos en 1999 por la policía de Moscú, afirma Prison Planet.

Ésta no es ninguna especulación. Kermit Roosevelt admitió en la radio NPR que en 1953 la CIA y la inteligencia británica llevaron a cabo una ola de bombas y tiroteos en Irán. Posteriormente dmitió que después culparon de los ataques explosivos al Presidente de Irán, Mossadegh.

Para Prison Planet, las bombas de Londres tienen la misma firma que las bombas de Madrid del 11 de marzo de 2004. En ambos atentados los explosivos son similares al atentado explosivo en Bolonia en 1980 que asesinó a más de 80 personas.

Las bombas en Bolonia fue parte de una Operación de la CIA identificada con el código Gladio, mediante la cual el gobierno norteamericano les pagaría a terroristas derechistas para llevar a cabo ataques explosivos con bombas, para luego culpar a organizaciones izquierdistas en Europa, continúa el informe de Prison Planet.

Todos esto se conoció cuando dos de los atacantes de Bolonia fueron declarados culpables en una corte italiana, y luego admitieron que ellos eran neo-fascistas contratados por la CIA. Los documentos sobre la Operación Gladio fueron posteriormente desclasificados.

El nivel de alerta de terrorismo de Londres se bajó antes que los ataques explosivos del 7-J tuvieran lugar. Esto proporcionó una protección extra a los perpetradores para planear y ejecutar el ataque sin tener que evadir una seguridad más severa, apunta el informe.

El gobierno británico ha sido acusado en múltiples ejemplos de llevar a cabo atentados explosivos en Londres que entonces se culpaban al IRA. Ellos incluso tenían a uno de sus propios agentes del MI5 dentro del escuadrón de bombas Omagh de esa organización.

Según Prison Planet, la agenda más amplia quedará más clara cuando Blair apunte firmemente el dedo contra los bobos (utilizados para realizar el atentado) designados para el despeñadero. Pero por el momento él se encuentra contento en la tribuna como el líder valeroso que inmediatamente regresó a Londres para tomar el control del caos.

Las encuestas de la BBC mostraban que más de un 80 por ciento se oponía al ID, a la tarjeta de identificación, probablemente ahora arrojará una cifra en la dirección opuesta. El apoyo a la Unión Europea y al crecimiento de la globalización a través del G8 subirá. ¿Quién está listo para ganar de todo esto? ¿Quién tiene el motivo? , se pregunta Prison Planet, en obvia referencia a Blair como beneficiario principal del ataque terrorista.

Desde que Putin hizo estallar su propio edificio de departamentos, Israel está detrás de Hamas, y la evidencia muestra que el terrorismo en gran escala siempre es patrocinado estatalmente.

El ataque explosivo de Madrid es otro ejemplo, prosigue el informe.

Se supo que los perpetradores eran informantes de la policía y con conexiones estrechas con los Servicios de Seguridad españoles. Ellos tenían acceso a las áreas más seguras del sistema ferroviario de Madrid.

El gobierno español inicialmente intentó culpar al grupo Vasco ETA por las explosiones con la esperanza que las personas se unirían tras el gobierno y Aznar conseguiría la re-elección.

Después de que ETA negó estar involucrada y de que se empezara a decir que el gobierno estaba envuelto en los ataques del 11-M, el gobierno español tuvo que culpar a al-Qaeda y matar a algunos (chivos expiatorios) designados para pagar la culpa, afirmando luego que se inmolaron durante una redada.

Los ejercicios en el tren subterráneo de Londres fueron usados como el soporte alternativo de encubrimiento para llevar a cabo el ataque (se utilizaron los argumentos del simulacro para desactivar las alertas de seguridad durante los taques reales).

Ésta es la más grande arma humeante que apunta directamente a los niveles mas secretos del propio establishment británico que están detrás del ataque, culmina el informe de Prison Planet.


El artículo original en inglés en Prison Planet"

[en caso de querer realizar algún comentario, enviarlo por email a infokrisis@yahoo.es y será incluido, salvo que se trate de las habituales estupideces propias de los estúpidos que siembran con su baba este blog en los últimos días]

Comentarios  Ir a formulario