¿“DIALOGO ENTRE CIVILIZACIONES”? ¡ATERRICE PRESIDENTE!

Publicado: Sábado, 09 de Octubre de 2004 14:49 por en MIS BLOGS
9.gifRedacción.- La propuesta de ZP ante NNUU de promover un “diálogo de civilizaciones” para evitar el terrorismo internacional, ha sido solo superado por sus declaraciones anteriores: “soy feminista”, había dicho unas horas antes. También en EUA se le ocurrió promover la igualdad sexual como remedio contra el terrorismo. Vale la pena analizar todo estas declaraciones para conocer un poco mejor a quien gobierna hoy en España.

CUANDO EL TALANTE SE VENDE EN LOS FOROS INTERNACIONALES

ZP acaba de proponer en NNUU «una alianza de civilizaciones entre el mundo occidental y el mundo árabe y musulmán». Lo hace pocas horas después de declarar al “Times” simplezas tales como «No soy sólo antimachista, soy feminista» (suponemos que la frase le habrá sido aconsejada por el líder gay Pedro Zerulo, incrustado en la ejecutiva del PSOE como “apuesta personal” de ZP). En la misma entrevista, orgullosamente traducida y reproducida en la web de La Moncloa, pues a decir disparates, va y dice: «La igualdad sexual es mucho más efectiva contra el terrorismo que la fuerza militar»…

A estas alturas todo lo que pueda decirse sobre la impreparación de ZP para ocupar el cargo parece banal. Mezclar la velocidad con el tocino, las témporas con las lentejas y la gimnasia con la magnesia, parecen lo más habitual en el gobierno ZP y en su presidente. La enormidad suena mal en España, pero en EEUU es casi un insulto a la inteligencia… a la inteligencia americana, imagínense. En un país que ha vivido los tres últimos años con la tensión de 32 alarmas antiterroristas –falsas todas ellas, por supuesto- falta que alguien venga y le diga: “el feminismo es la mejor arma contra el terrorismo” para que lo tomen como un gilipollas integral. Y, en España, a poco que la frase se examine con detenimiento se verá que para nosotros españoles resulta infamante que nuestro representante ante el mundo pueda aparecer como un perfecto deficiente mental. Tienen razón los americanos –y no sólo los americanos- cuando dicen que el terrorismo es algo muy serio y que no puede banalizarse.

Pero todo esto, en el fondo, no es más que una anécdota: sabemos lo que tenemos y sabemos que lo vamos a soportar durante cuatro años. En los primeros seis meses ZP ha dado de sí todo lo que podía, a partir de ahora, además de ser un personaje ridículo, absurdo, en ocasiones surrealista, se va a convertir también en peligroso por su increíble negativa a ejercer el poder y derrochar talante a espuertas. Por que el talante no va a resolver todos los problemas de nuestro país, y mucho menos los problemas internacionales.

PRIMERO BUSH, LUEGO ZP…

Ocho horas antes de que ZP soltara su discurso inflamado de idealismo planeante, obtuso y bobalicón, había pasado por el mismo estrado George W. Bush, como mínimo, un talante diferente. Allí Bush reiteró el eje central de la política norteamericana: la “lucha antiterrorista”. Chirac, por su parte había dado ya la réplica, proponiendo una unificación de esfuerzos en la “lucha contra la pobreza”.

No se engañen, ni Bush ni Chirac son unos idealistas, detrás de cada afirmación y del proyecto de Lula, avalado por Francia, lo que se esconden y se justifican son intereses muy diversos: unilateralismo norteamericano o multilateralismo europeo; pero en el lenguaje diplomático las proyectos se enuncian de manera más sofisticada. Las excusas son “lucha antiterrorista” y “lucha contra la pobreza”. Lo más seguro es que a Bush le importe un pimiento el terrorismo internacional… como a Chirac no le importa mucho más la pobreza en el mundo. Y entonces llega ZP…

… Su intervención no pudo ser más inoportuna. Resulta difícil pedir el diálogo entre el mundo occidental y el árabe cuando “el mundo islámico” acababa de degollar a un segundo rehén en Irak. En ese contexto, era evidente que podía aludirse a cualquier cosa, por ejemplo, a no confundir a los terroristas con el mundo islámico, pero no al diálogo con los asesinos. ZP carece de fuerza y redaños para decir alto, bien alto, que los asesinos merecen ser perseguidos hasta la muerte, sean judíos, moros o cristianos. A partir de ahora, también en NNUU, “talante” pasa a ser sinónimo de “delibilidad” e “idealismo” de “visión obtusa”. Como en España, vamos…

DONDE ZP SE EQUIVOCA

Zapatero se presentó como líder de "un país antiguo y diverso, con diversas lenguas, con distintas tradiciones, con distintas culturas". Error: ¿cuáles son esas distintas tradiciones? No desde luego las islámicas, ni las judías que jamás tuvieron excesivo peso. Por que si se trata de las tradiciones islámicas… está claro que la identidad española se forja entre el 711 (invasión islámica) y la expulsión de los moriscos de las Alpujarras. Lo decimos y lo repetimos: hasta para un tipo con mediocres notas escolares como ZP, es fácil recordar que la identidad española se forjó en la lucha contra el Islam.

Nadie está hablando de una confrontación entre el Islam y Europa… Ni mucho menos de un diálogo entre Europa y los terroristas islámicos. En general los países árabes moderados no buscan un enfrentamiento con Europa y ven con buenos ojos el apoyo de la UE a la Autoridad Nacional Palestina o la posibilidad de un mundo multipolar. Son solamente los wahabbitas (extremistas religiosos islámicos) y los grupos terroristas quienes hablan en términos de confrontación: ¿cree ZP que algún wahabbita o algún terrorista islámico va a dialogar con “Occidente”? O, planteado de otra forma, ¿cree ZP que el destino de un terrorista islámico masacrador es sentarse en una mesa de negociación en lugar de ser pasado por las armas? ¿cree ZP que episodios como la masacre de niños de Beslam merecen el diálogo con los asesinos? ¿o la del 11-M que le dio el poder? ¿cree que es posible dialogar con los que perpetraron la masacre de Bali?

ZP no ha entendido nada de lo que está ocurriendo: existe una confrontación con el Islam en el territorio de Europa que irá acentuándose a medida que las comunidades de inmigrantes magrebíes aumenten el techo de sus reivindicaciones. En este caso no es diálogo lo que cabe sino plantear la disyuntiva: asimilación o repatriación, por que esta es nuestra tierra y vamos a defenderla, que no le quepa duda a nadie.

Con los terroristas no hay diálogo posible y tanto en Chechenia como en Madrid, en París o en Roma, la única alternativa real es el exterminio. Repetimos: los asesinos de Beslam o de Madrid no tienen derecho a seguir siendo considerados seres humanos y sus crímenes sólo pueden ser expiados de una manera, como ejemplo de la voluntad de defenderse, mediante el restablecimiento de la pena de muerte para delitos de singular gravedad. Si alguien se atreve a decir que en Beslam o en Atocha vale la pena considerar la rehabilitación de los asesinos, que revise el estado de sus neuronas. Hay crímenes para los que cuatro paredes para su castigo, son tres de mas.

ZP no ha entendido que no el mundo islámico ubicado en su área geográfica, habiendo renunciado formal y expresamente a sus reivindicaciones de guerra santa y conquista de nuevos territorios, es algo sensiblemente diferente al islam radicalizado y brutal, propio del wahabbismo y del terrorismo internacional, su emanación. ZP no ha entendido que con wahabbitas y terroristas no vale la pena dialogar. No puedes dialogar con quien quiere matarte y con quien mata a tu gente. En cuanto al mundo árabe moderado, a ZP le ha quedado mucho por decir...

ZP no ha dicho, por ejemplo, que el diálogo entre Europa y el mundo árabe, no puede hacerse en clave de religión. Los países árabes son algo más que el Corán. También en el mundo árabe existen cristianos y miembros de otras confesiones y, sobre todo, lo que debe existir, es un laicismo creciente en lugar de una religiosidad medieval, arcaica y fanatizada. Hay terrorismo por que existe una visión arcaica y fanatizada del Islam: ese es el enemigo, la superstición y la ignorancia.

La “alianza de civilizaciones” se agota en la misma frase. No puede ignorarse que existe un abismo histórico. La “civilización islámica” detuvo su evolución en el siglo IX. La “civilización occidental” (y más en concreto, Europa de un lado y los EEUU en otro muy distinto) están creando las nuevas fronteras del siglo XXI. Por lo demás, la “alianza de civilizaciones” es un concepto vacío que ignora la diversidad interior de cada una de estas civilizaciones. Para que haya diálogo debe existir interlocutor válido y entre civilizaciones tan diferentes interiormente y con tantos matices, no hay diálogo posible, ni forma de abordarlo. Y más vale que el presidente se dé cuenta de lo que son palabras vacías.

DE PUNTILLAS SOBRE LOS TEMAS REALES

ZP se explayó sobre su solidaridad con Israel (él que afirma frecuentemente el origen judío de su familia) salvando la plana a Arafat, pero pasó de puntillas sobre los problemas de política real: tan solo una frase de menos de una línea sobre la cuestión del Sahara (en donde, por cierto, se han demostrado los límites del “diálogo” con Marruecos y se ha hecho lo que éste país ha querido desde el primer momento). Sobre Gibraltar apenas una frase final preñada no de reivindicación sino de talante hacia los llanitos. Y, por supuesto, nada sobre lo voluntarista y optimista de pensar que con 50.000 millones de euros se logrará disminuir en 15 años el hambre en el mundo un 50%. Eso no es idealismo, eso es estar, literalmente, en las nubes.

Mientras, José María Aznar, en su debut docente en la Universidad de Georgetown, afirmaba que fue un “error” atribuir el ataque terrorista del 11-M a la participación española en la guerra de Irak, sino que Al Qaeda actuó como respuesta a la pérdida de Al Andalus, hace más de quinientos años, cuando se completó la Reconquista. Dejando aparte que, como bien sabe Aznar, Al Qaeda no tuvo nada que ver con el ataque del 11-M, por lo demás (¿pero cómo explicarlo al público norteamericano si quería hacerse entender?), hay que darle la razón. En un momento del discurso recordó que Bin Laden, ya en su mensaje tras el 11-S, mencionó en un lugar relevante la derrota musulmana en la península Ibérica y la comparó a la ocupación de Jerusalén por los israelíes.

Resulta curioso comparar estos dos talantes, en absoluto simétricos: Aznar, en su continuo empeño por justificar su alianza con los EEUU, acierta de tanto en tanto con algún argumento parcial; buscaríamos vanamente algún acierto en los planteamientos de ZP.

© Ernesto Milà – infokrisis – infokrisis@yahoo.es

Comentarios  Ir a formulario