Zapatero embustero, Zapatero incompetente

Publicado: Jueves, 02 de Junio de 2005 10:44 por en ORIENTACIONES
tonto.jpgRedacción.- El talante ya ha sido abandonado por ZPlus como argumento de gobierno. Parece difícil que pueda apelar a temáticas sexuales (gays, faminitudas, discriminación positiva, etc.) para aumentar su intención de voto. Apelar al Prestige, a la guerra de Irak o a la retirada de tropas, ya queda lejos. Así que ZPlus se centra en las “cifras macroeconómicas”, demostrando que, además de embustero, es incompetente. Un rápido repaso evidenciará la gravedad de la crisis.


Jesusito de mi vida, eres niño como yo, por eso te quiero tanto y tengo el carnet de UGT en la mesilla de noche

Bastante terrible ha sido saber, por sus propias palabras que Zapatonto tiene en la mesita de noche, algo que ningún español normal tendria: su carnet de UGT, “para recordarle lo que es y lo que debe”… Lo peor, fue que el auditorio, formado por sindicalistas, aplaudió a rabiar dicha intervención. El detalles es irrelevante en el agitado panorama político español, ahora bien, dice mucho sobre lo que Zapatonto lleva en la cabeza.

Hay tres tipos de izquierda: la izquierda ideológica (hecha a golpes de textos clásicos de Marx, Poulanzas, Althusser, y Gluksman, Haberlas y Henry-Levy, para el aggiornamento) una izquierda que lee y que aspira a tener fundamentos ideológicos sólicos y profundos. Desde luego, Zapatonto nunca ha brillado por sus cualidades intelectuales y se sabe solo que leyó las aventuras del “Capitán Alatriste” como sacrificio supremo al mundo de la cultura.

La segunda izquierda es la irracional: es la izquierda que da mayoría al PSOE. No le importa lo que haga cuando está en el poder, ni los destrozos causados por anteriores gobiernos socialistas. Vota a la izquierda, para que no gobierne a la derecha. Es la izquierda-panfleto. Todo su pensamiento político, sus análisis y criterios ideológicos y su programa político, caben en un panfleto, tipo octavilla. Suponen el grueso de votantes de izquierda.

Finalmente, el tercer paquete (y nunca mejor dicho lo de paquete en el sentido de acompañante inútil) es el hombre que se siente de izquierdas por “tradición y progresismo”, conceptos extremadamente contradictorios, sino opuestos. Zapatonto es uno de los pocos que se reclaman de esta tendencia. Su abuelito del alma le enseñó las virtudes de la izquierda (si bien hace 60 ó 70 años, la izquierda era sensiblemente diferente de la actual) y el resto las asumió en cualquier manual de lo “políticamente correcto”. Fuera de las enseñanzas del abuelo cebolleta y de “Quico el progre”, el encefalograma ideológico de Zapatonto, es plano.

En una ecuación mental como esta, cualquier tópico progre, ocupa inmediatamente el lugar de una doctrina razonada y realizada a golpes de silogismos, tal como la que llevó al marxismo, desde el análisis económico de la Inglaterra de mediados del siglo XIX, al GULAG, con alguna etapa intermedia. La izquierda ideológica ha desaparecido, en la misma medida en que ha demostrado su fracaso para interpretar el mundo. Esto hubiera debido llevar a la crisis de la izquierda política, pero ésta ha anclado sus reales en la irracionalidad y en la “tradición progresista”. No es raro que la “gente de izquierda” haya iniciado una deriva intelectual de consecuencias insospechadas.

Por que hoy, quien de dice de izquierdas, o es un utopista planeante en el universo platónico de ideas mal definidas, o bien es un oportunista sin escrúpulos y sin principios capaz de justificar el expolio de los caudales públicos, el ejercicio de su voluntad de poder patológica o, simplemente utilizando el poder como mecanismo de compensación para sus carencias y frustraciones personales. Así pues no es raro que allí donde gobierna la izquierda todo esto se evidencie en el día a día.

Inmigración: tragedia nacional

La asignatura fácil era la inmigración irregular: los que han entrado ilegalmente, deben seguir la legislación vigente, esto es, retornar a su país de origen y desde allí pedir los permisos en el consulado español más próximo a su lugar de residencia. En lugar de esto, considerando el hecho consumado de que existían 1.500.000 de ilegales (1.000.000 según el gobierno) llegados en los años del PP, Zapatonto puso en práctica la peor de las soluciones: 700.000 regularizaciones… compensadas con 850.000 nuevas entradas de ilegales. O como regularizar para espolear el efecto llamada. De la inmigración, mejor no hablemos. Pero lo peor no ha sido esto.

Lo peor es que la llegada masiva de inmigrantes, sin ningún tipo de control, en cantidades muy superiores a lo que el mercado laboral puede absorber y, desde luego, mucho más superiores de lo que la sociedad española puede asimilar, HA ALTERADO COMPLETAMENTE LA SOCIEDAD ESPAÑOLA EN MENOS DE CUATRO AÑOS.
A partir de septiembre de 2002, ya se percibió que se habían producido aumentos alarmantes de la inseguridad ciudadana, del número de delitos, de los incidentes étnicos y de la formación de guetos. En el Raval y en la Ribera de Barcelona, la población inmigrante en esa época llegaba al 23%... hoy ya ha alcanzado el 60%.

Hace dos años aparecieron las bandas étnicas en Madrid, protagonizadas por latinos. Hoy, esas bandas étnicas protagonizan incidentes y crímenes en los cinturones industriales de las grandes ciudades. Si hace cinco años se vislumbraba el riesgo de la inseguridad ciudadana, hoy existen zonas en las que el Estado ya ha renunciado a mantener el orden y, simplemente, se ha retirado, dejando a las bandas étnicas el control de zonas enteras de nuestras ciudades. Los incidentes de Villaverde, Berga y Hospitalet, solamente en los últimos días, evidencian en el punto en el que nos encontramos en este terreno.

Además, la llegada masiva de inmigrantes, HA DESESTABILIZADO COMPLETAMENTE EL SISTEMA DE EDUCACION PUBLICA. Alumnos que ni dominan el idioma en unos casos, ni tienen interés en los estudios, tienen hoy una presencia masiva en las clases, impidiendo el normal desarrollo de la enseñanza. Además, han aparecido las navajas y, para colmo, algunos progresores, progres ellos, asumen como algo “propio de su cultura”, el que alumnos sudamericanos y magrebíes acudan a clase con navajas… Si a esto unimos que las becas de alimentación y libros, se conceden MASIVA Y SOLAMENTE a hijos de inmigrantes, entenderemos que cada vez más padres, por poco que puedan, retiren masivamente a sus hijos de los colegios públicos.

De victoria en victoria hasta la quiebra de la Seguridad Social

A Seguridad Social se ha visto, igualmente, afectada por este fenómeno. A pesar de carecer en este momento de cifras exactas, resulta evidente que las contribuciones de la inmigración a la SS, están muy por debajo que los gastos que genera sólo en SS. Pero esto enlaza con otro tema: las cifras de empleo, que hoy Zapatonto, hará públicas y que ha calificado como “históricas”.

Pues bien, no. Aun antes de oír esas cifras, hay que recordar que si se han regularizado a 700.000 inmigrantes, la mayoría de los cuales no trabaja ni en la industria ni en el comercio, sino en el servicio doméstico, ocupan las franjas salariales más bajas, frecuentemente son contratos a tiempo parcial. Además, si se han regularizado a 700.000 en solo tres meses… si las matemáticas no engañan, en los meses siguientes, es decir, entre marzo y junio, deberían de haberse creado otros 700.000 puestos de trabajo. Y es evidente que no se han creado, luego es también evidente que una inmensa mayoría de inmigrantes hoy tiene papeles, pero no tiene trabajo real y, por tanto, no cotiza a la SS.

Puede debatirse todo lo que se quiera sobre el impacto de la inmigración en el mercado laboral, pero lo que resulta absolutamente evidente e incuestionable es que SE HAN REGULARIZADO A MUCHOS MAS INMIGRANTES DE LOS QUE PUEDE ABSORBER EL MERCADO LABORAL ESPAÑOL… lo que traducido quiere decir que esa gente, no solo no va a generar ningún ingreso en las arcas del Estado, sino que va a vivir de la caridad del Estado.

Pero hay otro problema y no menor. Hasta ahora la SS ha ido funcionando más o menos bien a causa de que existía una caja única a la que iban a parar todos los ingresos y que gestionaba todos los gastos. Eso es inaceptable para las “comunidades históricas”. La generalitat de Catalunya y el gobierno autónomo vasco, han cuestionado la existencia de esta “caja única”. Hasta ahora, ningún gobierno, ni socialista ni centrista, había hecho caso de tales ambiciones que, en realidad, suponían un suicidio para la SS. Pero la ecuación política y personal de Zapatonto, ha creado una nueva situación en la que todo proceso de centrifugación parece posible, deseable e incluso anhelado como un avance.

Del modelo de Estado al Establo modelo

Zapatonto carece de idea de modelo de Estado. Al parecer su abuelito no le habló de eso. Le debió decir todo aquello de que la libertad de los pueblos es el primer valor a respetar y él, a poco de sentarse en la Moncloa, lanzó la idea de reformar el “Estado de las Autonomías”. A eso contribuía también, la particular simetría de fuerzas políticas (que hacía de ERC una pieza fundamental) y su situación interior dentro del PSOE (que hacía del PSC-Maragall el puntal que le permitió encaramarse a la secretaría general).

Para la mitología progre española, el “Estado de las Autonomías” llegó, triunfó y ahora debe ser superado por un estadio más avanzado de organización. La cuestión es que el “Estado de las Autonomías” ha constituido un fracaso en toda línea. El café para todos autonómico de Suárez convirtió la unidad del Estado en una amalgama de 17 autonomías que, durante 25 años, se han mirado unas a otras, viendo cuál arrancaba más competencias al Estado y ahora, roto el consenso, se ha convertido todo en una carrera a ver quien logra un mayor techo autonómico.

Era evidente en 2004 que algo debía variar en el “Estado de las Autonomías”. Podía ir a peor y ha ido a mucho peor. Lo peor que puede ocurrir es abrir un proceso de reformas cuando no se tiene idea alguna de a donde se quiere llegar. Zapatonto no lo sabe y esa ignorancia nos ha llevado a un callejón sin salida que, como tiempo límite, se evidenciará en septiembre cuando tenga lugar el debate sobre el Estado de las Autonomías.

Es fácil intuir lo que ocurrirá: las autonomías gobernadas por el PP, reclamarán, como mínimo un techo autonómico tan alto (o más) que el techo autonómico más alto hoy existente. Baleares (PP) ya ha expresado su ambición de ir, “como mínimo” hasta allí donde el nuevo Estatuto Catalán va a proponer. En Valencia (PP) se ha consensuado un acuerdo de mínimos que, en realidad, marca la dirección de los máximos: igual o superior a Catalunya. Catalunya se quiere equiparar con el País Vasco (o más) e Ibarreche, aparca su secesionismo en beneficio de una reforma del Estatuto que estreche un poco más el vínculo del País Vasco con el resto de España.

Hace un año, el problema autonómico existía, pero limitado a una autonomía (la vasca), hoy se ha extendido a las 17 autonomías. El proceso de centrifugación nacional es el gran hallazgo de Zapatonto. Detrás de esta carrera autonómica lo que hay es el intento por parte de todos de controlar el pesebre autonómico. El Estado ya no es Estado, se ha convertido en un Establo.

Lucha antiterrorista: o como convertir a un terrorista en “héroe”.

Otra asignatura fácil era la lucha antiterrorista. Cualquiera con dos dedos de frente sabe: que cuando tu enemigo está en el suelo, sigue golpeándole en el estómago, o se levantará y te volverá a dar. En términos antiterroristas, cuando el enemigo del Estado ha caído –y ETA es un despojo- no se trata de negociar, sino de endurecer condiciones de los presos, perseguir a los que siguen en libertad con más saña y obstaculizar cualquier movimiento de la banda y de su galaxia. Pues bien, Zapatonto, ha hecho, justo, todo lo contrario. Si hay un terreno en el que Zapatonto haya realizado más flaco servicio al Estado, es precisamente en éste.

Hace menos de una semana, Zapatonto apelaba a los etarras a que tuvieran el valor de “ser héroes” y dejaran las armas. Hace menos de cuatro meses, tendió la mano a Ibarreche para negociar el mismo plan que había sido rechazado masivamente en el parlamento del Estado. Hace un mes, impuso una votación en la que se aprobaba su intención de dialogar con ETA… DIALOGAR, NO DESTRUIR. Luego pidió a las víctimas del terrorismo, “valor” para aceptar el pacto con los asesinos, más tarde, hizo saltar por los aires la legislación que prohibía y castigaba la celebración de referendos ilegales, para colmo, no obstaculizó –y podía hacerlo con la legislación vigente- la presencia del Partido Comunista de las Tierras Vascas y aceptó pactar con Otegui la relegalización de Herri Batasuna. Finalmente, en el colmo de la irresponsabilidad, favoreció la ruptura del movimiento de las víctimas del terrorismo, apoyando solo a las del 11-M, pero considerando molestas a las de ETA que, en el fondo, obstaculizaban su “proceso de paz”. Y, en el colmo de la insensatez, hizo saltar por los aires, sin posibilidades de marcha atrás, el Pacto Antiterrorista, fraguado en respuesta al acuerdo PNV-HB…

Parece increíble que en tan poco tiempo Zapatonto haya sido capaz de tanta insensatez y de esta retahíla de decisiones erróneas. No es raro que en ese tiempo, ETA haya estimulado su actividad: nadie le gusta sentarse en la mesa de negociación, con las manos vacías. Para poder negociar en condiciones, es necesario tener ases en la manga. Y el único as de ETA es el terror. Así que es Zapatonto el “responsable intelectual por omisión” (eufemismo voluntario construido con recursos propios del arsenal fraseológico progre) del recrudecimiento del terrorismo etarra.

Los errores de José Luis Rodríguez Zapatero en materia antiterrorista, bastan por sí mismos para hacerle acreedor del alias de “Zapatonto”.

La destrucción acelerada del tejido social

Este fue el terreno en el que mejor se movía Zapatonto en los primeros meses de su gobierno. En este racimo de medidas, el microestadista ha logrado debilitar hasta lo indecible el tejido social español.

Lo primero fue la demagogia de nombrar un gobierno con el 50% de ministras. Lo normal es elegir ministros capaces en función de sus cualidades, sean todos hombres o todos mujeres, o en distintas proporciones. Solamente un imbécil, progre por más señas, puede aceptar una distribución de las capacidades por sexos. Zapatonto lo hizo y las consecuencias han sido nefastas. Seamos claros: en nuestro país existen mujeres suficientemente preparadas para ocupar carteras ministeriales… pero, desde luego, no han sido adornadas con el carné del PSOE, ni tocadas por el dedo del dios Zapatonto. Por que el 50% de “ministras” se han revelado, desde los primeros días de gobierno, una verdadera, total y absoluta catástrofe, en ocasiones rayana en la incompetencia más absoluta y en una falta de sensibilidad social inaceptable e insultante para la sociedad española.

Les faltó tiempo a las ministras para vestirse de Dior y aparecer en el colorín de “Vogue”. Desde entonces, esa de “bruja mala del cuento” y de Quasimodo, la vicepresidenta Fernández de la Vega, ha seguido luciendo pretenciosos modelitos en la más mínima rueda de prensa, demostrando que sabe elegir entre lo más caro. Pero sus modelitos no han estimulado su capacidad de gestión. Su tarea en la vicepresidencia ha sido gris, irrelevante, sus silencios en los momentos conflictivos, su falta de claridad, sus titubeos en las ruedas de prensa, su ignorancia absoluta en materia económica, se han evidenciado semana tras semana ante los medios.

La ministra de agricultura, empezó a mayo de 2004, perdiendo el grueso de la subvención al aceite de oliva, por un error suyo. Desde entonces, el ministerio no ha ido mucho mejor. Las subvenciones llegan tarde y mal y la sequía no ha hecho sino agravar una situación de caos en la agricultura española.

Realmente eficaz, si debemos compararla con la ministra de cultura que irrumpió en el circo de las incompetencias, proponiendo reducciones del IVA incompatibles con el Tratado de la Unión, sin olvidar deslices lingüísticos que evidenciaban, precisamente, las carencias culturales de la Ministra de Cultura. Ministra de la Vivienda, pisos de 30 metros. Resto de la gestión, igual a cero.

Pero si las ministras han sido llamadas “chicas Vogue”, los ministros son los “chicos Zero” en relación a la conocida revista gay y a las medidas extremadamente progres que el gobierno Zapatonto ha prodigado hacia el ambiente homoseuxal. La equiparación de las parejas homosexuales a las heterosexuales fue una de las primeras medidas del gobierno, de la misma forma que la incorporación de Pedro Zerolo, líder gay, repeinadito él, a la ejecutiva del PSOE, como “apuesta personal” de Zapatonto. Lo peor no ha sido esta equiparación de ambos tipos de parejas, sino que, además, se ha aprobado la adopción por parte de parejas homosexuales. Algunos son capaces de dejarse descerrajar el ano por un voto, lo cual nos parece perfecto, pero jugar con los niños ya es harina de otro costal. Hay que recordar a Zapatonto que la adopción no se hace para “satisfacer a los padres” sino para buscar un hogar “normal” capaz de favorecer el “normal” desarrollo del huérfano o del niño abandonado. Pero que un razonamiento tan complejo como éste pueda ser entendido por Zapaton es demasiado optimista.

Justo en el momento en que se percibe la caída en picado de la natalidad en España, ni el PP ayer ni el PSOE hoy, han hecho absolutamente nada para estimular la natalidad en nuestro país. Cuando, hoy la natalidad repunta, se finge ignorar y se pasa de soslayo el hecho de que aumenta gracias a la inmigración… POR QUE ENTRE LA POBLACION ESPAÑOLA LA NATALIDAD SIGUE A MINIMOS HISTORICOS. Esto no ha sido óbice para que el énfasis puesto por el gobierno haya sido, no en la facilitar la formación de nuevas familias o en favorecer la natalidad… sino en facilitar el divorcio, con la perspectiva de aborto libre y gratuito que solicita el segundo puntal del gobierno, IU.

No es que haya que dar la espalda a la realidad y el divorcio existe en la sociedad… lo que hay que asumir LA TOTALIDAD DE LA REALIDAD, no solamente una parte: y desde nuestro punto de vista, el repunte de la natalidad en este momento, es anterior y superior a cualquier otra exigencia social en éste momento. Así pues, todo lo que favorece la natalidad y la familia es BUENO y todo lo que va en contra es secundario o, simplemente, rechazable.

El desmantelamiento de cualquier política exterior

Una bomba llevó al poder a Zapatonto y una vez en el poder, su gran éxito, que será recordado por Pepín Blanco por los siglos de los siglos, fue el retirar a los 1500 soldados de Irak. Luego de eso, nada.

Mejor no hablar de la Defensa Nacional. Cuando un ministro de Defensa dice, textualmente, “prefiero matar a que me maten”, eso equivale a decir, “prefiero que no haya defensa nacional a tener que pagarla”. Por que HOY NO HAY DEFENSA NACIONAL DIGNA DE TAL NOMBRE. El problema se remonta ya al tiempo del PP, cuando Aznar realizó el tránsito del ejército de leva (en crisis por la objeción de conciencia tolerada bajo el PSOE) al ejército profesional, sin medir ni presupuestos, ni necesidades. Hoy el 17% de las FFAA está formada por súbditos extranjeros que no tienen el más mínimo interés en defender a un país que no es el suyo.

Además, se arrastra otro problema del tiempo del PP: un PLAN ESTRATEGICO DE LA DEFENSA QUE NO SEÑALA A UN ENEMIGO REAL. Es evidente que los problemas de España SOLAMENTE PUEDEN VENIR DEL SUR… incluso el “terrorismo” solo puede llegar del Sur. Pues bien, la “Revisión Estratégica de la Defensa”, alude a vaguedades sobre el terrorismo, pero evita señalar a enemigos concretos, incorporando a la defensa nacional lo “políticamente correcto”. Lo dicho, no hay defensa nacional.

Todas las apuestas, sin excepción, de Zapatonto, en política exterior, han sido clamorosos fiascos: no negoció bien la conclusión del Tratado de la Unión, aceptó que la firma se realizara en Roma y no en Madrid como estaba previsto (bastó una sonrisa de Berlusconi para ello), tragó la disminución de representatividad de nuestro país, pidió el voto afirmativo y lo obtuvo con el absentismo de la mayoría del electorado y un no igualmente presente.

Hizo imposible en los primeros meses una relación normal con EEUU y luego quiso rectificar cuando ya era demasiado tarde. Entonces mendigó el saludo de tal o cual notable norteamericano, obteniendo migajas y fracasos notorios. Sus grandes aliados han sido, en Europa, Chiraq y Schröder, y en América, Castro y Chávez. Cuatro cadáveres políticos por motivos bien diferentes, pero cadáveres al fin y al cabo. Allí donde Zapatonto ha ido, ha llevado su gafe. España está hoy aislada internacionalmente, sin aliados seguros y a la deriva.

Conclusiones: Zapatero embustero… Zapatonto incompetente

Realizar un balance de la gestión del gobierno ZP es una tarea ímproba. NO SE PERCIBE NI UNA SOLA ÁREA QUE PERMITA UN MINIMO OPTIMISMO. No solamente nosotros, desde inKrisis, hemos ido comentando este último año la actualidad, sino que la misma sociedad española ha percibido la incompetencia hecha gobierno de la que hace gala Zapatonto. Hoy, existe un “empate técnico” entre el poder y la oposición que, a ningún analista se le escapa, que supondría un regreso inmediato del PP al poder.

Ahora bien, hay un dato a tener en cuenta: ZAPATONTO, NO HA HECHO OTRA COSA QUE ACELERAR PROBLEMAS QUE YA EXISTIAN Y QUE SE HABIAN GESTADO EN EL GOBIERNO DEL PP. Es evidente que la mayor cualificación de los ministros del PP logró contener lo peor de la crisis, pero esta se ha manifestado con toda su brutalidad cuando se ha evidenciado una incompetencia generalizada en todos los gabinetes ministeriales. DURANTE EL PP SE CREARON LOS PROBLEMAS, DURANTE EL GOBIERNO PSOE SE HAN HECHO INCONTROLABLES.

El drama, en este momento, estriba en que las costuras de la sociedad y de la nación española no van a poder soportar durante mucho tiempo tanta incompetencia. Y, por lo demás, el gran drama consiste en que la alternativa al PSOE, sigue siendo el PP. Y el PP, para gobernar, o bien obtiene mayoría absoluta (y en este momento no parece que esté en condiciones) o bien tendrá que contar con el apoyo del nacionalismo catalán. Y ese apoyo se cotizará alto.

El error de quienes piensan que creando una “alternativa a la derecha del PP” que capture votos en la bolsa de votantes del PP, no resuelve ni de lejos el problema: el problema radica en COMO CAPTURAR VOTOS QUE HOY NO ESTÁN EN EL PP y CÓMO, A PARTIR DE ELLOS, SE CONDICIONA LA LINEA DE GOBIERNO DEL PP. Si se tiene en mente solamente restar votos al centro-derecha, lo que se va a obtener es un centro-derecha disminuido y con riesgo de que sea superado por el eje PSOE-ERC-IU, el peor de todos los escenarios, el actual.

Y para capturar votos que hoy están en los caladeros de otros partidos o en la abstención, no hay más remedio que MARCHAR SOBRE LOS BARRIOS PERIFÉRICOS, INCORPORAR LA TEMATICA DE LA LUCHA CONTRA LA GUETIZACION, LA INSEGURIDAD CIUDADANA Y LA INMIGRACION MASIVA, COMO ELEMENTOS CENTRALES DEL CARTEL, APROXIMARSE Y TRABAJAR CON LOS COLECTIVOS VECINALES, CONVERTIRSE EN INTERLOCUTORES VALIDOS EN MATERIA DE INMIGRACIÓN Y ARRASTRAR A CLASES POPULARES A APOYAR LISTAS DE QUE SUPONGAN EL VOTO MAS SEGURO CONTRA LA INMIGRACION MASIVA Y LA DESTRUCCION DEL TEJIDO SOCIAL.

Solo una ESTRATEGIA de este tipo puede detener el actual proceso de desintegración nacional. Hoy el PSOE es una sumidero de progres y políticos sin escrúpulos, dirigidos por un bobo, que ha llevado a la deriva todos los ámbitos de la política española. CON EL PSOE CUALQUIER ENTENDIMIENTO ES IMPOSIBLE. Con el PP, no hay ninguna garantía de que todo lo que larvó en los ocho años ante la dejadez del PP (especialmente en materia de inmigración), siga fermentando, ni siquiera hay garantía de que el PP tenga miedo (como ha ocurrido en Catalunya) a enfrentarse a lo “políticamente correcto”. PARA QUE EL PP “ENTIENDA” CUALES SON LAS AREAS EN LAS QUE NO PUEDE CEDER, HACE FALTA UNA NUEVA OPCIÓN POLITICA SURGIDA DE LAS CLASES POPULARES, CON PESO E INICIATIVA SUFICIENTE COMO PARA IMPONER CONDICIONES A LA DERECHA, SI ES QUE LA DERECHA QUIERE VOLVER A GOBERNAR.

Eso, o centrifugación total y para siempre.

© Ernesto Milá – infokrisis – inforksis@yahoo.es

Comentarios  Ir a formulario